sábado, 6 de julio de 2013

0 7ª Etapa: Victoria de Sagan antes de los Pirineos

Montpellier-Albi (205,5 km)

La victoria de Sagan (Cannondale) sobre la bocina de ayer, aumenta la aureola de un tipo díscolo pero simpático al que todo vimos candidato y así fue. Sentimos especial simpatía por Sagan desde que cumplió nuestro sueño con una azafata o desde que le vimos aparcar la bicicleta subiendo al coche por el capó. Pero, onirismos aparte, por días como el de ayer, Peter Sagan merece la simpatía del ciclismo que queda, el noble, que no deja perder minutos bajo la excusa desgastada de ser un esprinter. Porque Peter Sagan lo es, como lo demostró ayer por delante de Degenkolb y Bennati, que también lo son y por tanto, parte del espectáculo.

Fue una victoria bajo la campana, casi como las señales horarias de una radio que indican el fin de una cosa y el inicio de otra. Hoy, tras una semana de juegos de trileros con el sueño, aparece la montaña. El primer gran angular que tendrán que superar los ciclistas nos es conocido y nos pilla cerca: Los Pirineos. Apenas serán dos días por la montaña que separa España de Francia. La primera de ellas hoy, con dos puertos al final de la misma que será la primera toma de contacto y una segunda, mañana, con tres puertos de primera y uno de segunda que nos atarán al sofá por delante de paellas familiares.

Contador aseguró que  si puede atacará, lo que saca la vena taurina iniciados ya los San Fermines particulares de la Grand Bouclé. Habrá que ver cómo responde su cuerpo tras la caída y como lo hace también el de Purito Rodríguez que también ha probado ya el suelo francés. La pelota, no obstante, queda en el tejado de Froome toda vez que viene de correr y ganar una gran vuelta y acusará la tercera semana, ya con los Alpes de por medio. Señales horarias, comienza el juego.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

 

No queda sino batirse Copyright © 2011 - |- Template created by O Pregador - |- Powered by Blogger Templates